Los tontos al poder!

Ayer fui a la conferencia de Hope XXL -una organización civil/internacional de jóvenes, en principio europeos, que quieren hacer algo por un mundo un poco mejor, y ese algo actualmente se materializa en una lista que se presentará a la Asamblea General de las Naciones Unidas- no me encuentro en ese grupo ni había antes participado en sus conferencias, a decir verdad no tenía idea (y no es que ahora la tenga mucho más clara) de quiénes son y cómo se organizan, solo sé lo que puse arriba. Fui a la Conferencia por una razón muy simple: iba Kofi Annan, ex Secretario General de las Naciones Unidas y ganador del Premio Nobel de la paz -de los últimos en ganarlo justificadamente, si me preguntan-.

Tengo que reconocer, primero que nada, que Annan es de esas personas que para mi inspiran mucho respeto, no solo porque el títere -SI siempre he dicho que Ban Ki-moon es un títere que está hundiendo a la Organización en la sombra- que lo siguió en el puesto en Naciones Unidas fue un desastre y entonces uno siempre añora el pasado, sino porque Annan demostró durante toda su carrera un compromiso fuerte con ciertos valores y lucho y se opuso a las potencias cuando éstos se vieron enfrentados.

En esta charla en particular tuvo dos frases que creo están corelacionadas y son muy importantes: la primera (segunda en orden cronológico) partió con el chiste: me presentaron en Colombia diciendo que mi charla iba a tratarse de “The United Nations is U.S. (Estados Unidos)” cuando el título era “The United Nations is us (nosotros)”, y dijo esto para aclarar que la Carta de Naciones Unidas habla de “Nosotros los pueblos de las Naciones Unidas” y que fue su esfuerzo (no inocente pero si sincero) el tratar de que las grandes potencias lo recordasen.

Esto se relaciona con su primera frase: “si los jóvenes inteligentes se van todos al sector privado porque el servicio público no es para ellos ¿entonces quiénes quedan para hacer las leyes y gobernarnos?

Encontré que su defensa del servicio público es una de las mejores que he escuchado. Tampoco es para ser ignorantes y no saber que efectivamente existen países en los cuales el poder público está reservado para unas élites minúsculas que no lo suelta, pero éste mensaje iba dirigido a otros muchos países en los que sí es posible entrar en ese ámbito. Es cierto, todos lo hemos escuchado y muchas veces dicho: “el sector público es muy corrupto y no se puede hacer nada”, o “te basurean durante años con sueldos míseros para no poder hacer nada”, o la mejor de todas “no estudié todos estos años para estar en el servicio público”. Y la respuesta comúnmente venía dada por el sentido cívico de que eran una contribución a tu ciudad, provincia o país, que era algo que uno “le debía” a la sociedad… evidentemente ese argumento no ha tenido demasiados resultados.

Me vuelco más ahora por el argumento de Annan: no podemos quejarnos de la conducta de nuestros gobiernos si lo miramos solo de afuera, si los “jóvenes inteligentes” van al sector privado o a la academia, entonces son los tontos en ir al poder. Afortunadamente ese no ha sido el caso siempre ni en todos los países, pero tampoco ha sido la regla, y como siempre repito: “América Latina se hunde por el peso de los que hablan y no hacen nada”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s